• Perfil

  • Categorías

  • Archivos

  • Visitas

    contador de visitas para blog
  • Consummatum est

  • Mirada Teatral

¿Cómo dormir en Paz si te narran cuentos de Guerra?

PhotobucketTradicionalmente, a los niños los arrullan o con las notas de las canciones de cuna, o con una historia infantil que le produzca sueño y lo lleven a imaginar mundos de fantasía.Photobucket

En el caso de los adultos la cosa es más complicada, porque muchos sufren de insomnio, otros llegan a dormir como el chiste de “los bebés” –  amanecen orinados y cansados de despertarse en la noche – pero lo cierto es que muy pocos duermen gracias a los cuentos.Photobucket

Así que tomando la ironía, el humor negro,  y cierto sarcasmo, el grupo Tumbarrancho Teatro sube a escena “Cuentos de Guerra para Dormir en Paz” – un juego de palabras que en verdad busca lograr el efecto contrario – que está prePhotobucketsentándose en una breve temporada en el Teatro San Martín.

Esta obra fue galardonada por Mejor Música Original, y tuvo mención honorífica por Dramaturgia en los Premios Municipales de Teatro 2008.Photobucket

Cinco historias se van entrelazando para que los espectadores piensen en lo polémico y – generalmente – sin sentido que es la tema de la guerra, que a la larga no beneficia a nadie, o tal vez solamente a los que las propician pero nunca están en el frente de batalla, y genera odios, crisis personales, familiares, económicas con el agravante de las bajas humanas que se producen.

Cuatro de las historias escenificadas son escritas por Karin Valecillos y cada una enfoca una historia de las víctimas de la guerra. Las actuaciones corren a cargo de Nathalia Paolini, Indira Jiménez, Patrizia Fusco, Giovanny García, Rober Calzadilla y Elvis Chaveinte, con la dirección de Jesús Carreño, quien también participa en la pieza, y maneja de manera acertada el espacio escénico para crear el clima que pide el texto. La producción general es de la agrupación y cuentan con el auspicio de ACNUR.Photobucket

“Grita Kassandra” es la primera historia que pone al espectador a ser parte de la separación de Yugoslavia, que logran sobrevivir en la ficción de la telenovela Kassandra. Durante el conflicto en esa zona se contaba que el único momento de paz era cuando se transmitía la telenovela venezolana, que causó furor en Yugoslavia.  La novela se transmitía  con diferencias de horario y en Serbia se veía primero, lo que se aprovechaba para luego contar las incidencias a los habitantes de Croacia y así ganar algo de dinero, porque la información vale.Photobucket

Como curiosidad destaca en Wikipedia que el mayor logro de Kassandra, reportado al mundo por las tropas de la OTAN que estaban en el lugar, es que cada tarde ambos bando en lucha hacían un alto al fuego para ver el capítulo de la telenovela. Tal era el éxito, que luego del bombardeo que sufrió el canal de televisión que la emitía, la población protestó y la Cancillería de Bosnia y Herzegovina pidió a Venezuela que reenviaran los capítulos de la telenovela. La cadena RCTV, por medio del embajador venezolano en el país europeo, como gesto de bPhotobucketuena voluntad regalo la telenovela a sus fanáticos. En un ambiente de alegría los bosnios volvieron a disfrutar de la historia de la gitana sufrida en busca de su origen.

En medio de esta anécdota real, que como siempre la realidad termina superando a la fantasía,  está la historia de dos hermanas, separadas por una barrera física, una viviendo en  Serbia, y la otra en Croacia, pero que siguen siendo familia y solamente tienen la posibilidad de encontrarse mediante la narración de esta telenovela, para que la que está en Croacia – casada con uno de sus habitantes – puede lograr el sustento de su familia al narran las incidencias de la sufrida gitana venezolana.Photobucket

En medio de ese momento de encuentro filial, se dicen cosas duras en medio de la guerra y que ponen en evidencia lo terrible que es un conflicto bélico que pone en posiciones antagónicas a miembros de familias que antes eran unidos. Cualquier semejanza con situaciones más cercanas y en países que no están en guerra declarada, tal vez no sea coincidencia.Photobucket

La segunda historia contada por Tumbarrancho Teatro, es “Un Chiste de las Malvinas”, una reflexión de dos excombatientes de las Malvinas y la lucha interna con sus propios demonios. En medio de bromas y recuerdos marcados por los suicidios de sus compañeros de guerra, estos personajes intentan sobrellevar la indiferencia del Estado y de la gente ante su situación.Photobucket

Quienes no estuvieron en el conflicto armado, e incluso los familiares de los soldados, no entienden las consecuencias físicas y psicológicas de esta batalla, por lo que poco a poco son abandonados aPhotobucket su suerte. Sin familia, amigos  y muchas veces sin trabajo deben “atrincherase” en los recuerdos para justificar su existencia…pero no siempre lo logran y se producen desenlaces fatales, al quedar desmoralizados, aunque como consuelo usen el chiste de que “no perdimos la guerra, quedamos subcampeones”.Photobucket

La tercera historia es un cortometraje en video titulado “El Brillo”, escrito por Jesús Carreño, bajo la dirección y edición de Rober Calzadilla, con  las actuaciones de Patrizia Fusco, Jesús Carreño y Ramphis Sierra, planteando que en medio de una guerra, dos seres logran alejarse  de la realidad, a pesar de que sobreviven de la muerte y de esquivar las minas antipersonales.Photobucket

“El Medio Oriente es de Carúpano para allá” es la cuarta historia y, al igual que la escenificación que hizo  Orson Welles de 1938  de “La Guerra de los Mundos”, cuenta como se genera pánico en una pareja al creerse, por las informaciones de la radio, que están en el centro de una guerra que se desarrollará en su propio terreno, aunque la realidad contada por la radio es de una apariencia lejana, aunque nadie está exento de ser víctima de un conflicto armado, aunque su epicentro sea el medio oriente, no el de Sucre, sino en de los árabes. Nuevamente las coincidencias entre la historia ficticia y la real no son tan ajenas y se pueden sacar muchos paralelismos.Photobucket

El último relato para dormir en paz es “Mandrake Copperfield – Hijo de Houdini”  que representa lo que deben pasar miles de desplazados colombianos al tener que abandonar, por causas ajenas a ellos, su tierra y aferrarse a la ilusión de un mañana distinto.  Se considera un “mago” por haber logrado desaparecer antes de ser “ejecutado” por bandas rivales en Colombia, pero el precio a pagar es que tantPhotobucketo él como su esposa deben abandonar el país y cambiar sus identidades, para terminar ejerciendo oficios muy distintos a los que hacían en su tierra natal.

Un drama con toques de humor, como es típico en la vida de los latinoamericanos, que de todo hacemos una broma, un chiste, y nos hace ser la referencia de ese “realismo mágico” que tiene en Gabriel García Márquez a su máximo exponente.Photobucket

La música – original de Abiram Brizuela e interpretada en vivo por la cellista Ana Elba Domínguez, sirve de elemento conductor del montaje, a la vez le dramatismo a la obra y hasta sensación de tranquilidad en momentos de mucha tensión.Photobucket

La paz debe ser un modo de vida, no el culto a la violencia y la guerra debería ser prohibida en el  mundo, para que solamente se utilice como cuento con el que asustar a los niños que no quieren dormir, y que no sea la noticia del día.

Un espectáculo multidisciplinario que combina las Artes Escénicas, el Video y lPhotobucketa Música en vivo que se  presenta el Teatro San Martín hasta el 22 de abril. Viernes y sábados 8:00 pm y domingos 6:00 pm.

El único detalle estaría en el final, que al hacer el “blackout” definitivo, los espectadores, al menos en el estreno de la pieza en el teatro San Martín quedaron sin saber que había bajado el telón y no aplaudieron, tuvieron que hacerlo tras bambalinas para que el “efecto dominó” se produjera, por lo que la recomendación sería revisar el desenlace y que tenga un cierre que sea claro y sin equívocos.

¿Qué es Tumbarrancho Teatro?

PhotobucketTumbarrancho Teatro nace en el año 2006 en la Caracas, sus integrantes son egresados de la Escuela Nacional de Arte Escénico Juana Sujo, Programa de Formación de la Compañía Nacional de Teatro, el IUDET, la UCAB y los talleres del Grupo Actoral 80.Photobucket

Aseguran que su objetivo fundamental es “encontrar un espacio de comunicación, expresión y comprensión de la realidad de nuestro país a través del hecho teatral y desde el punto de vista de nuestra generación. Mostrando en el escenario temáticas y situaciones que nos inquietan y nos generan infinitas preguntas”.

Su primer trabajo como agrupación independiente fue el montaje “Lo que Kurt Cobain se llevó”, de Karin Valecillos, que obtuvo gran receptividad por parte del público de Caracas, Miranda y Maracay. El reconocimiento de este montaje los ha llevado a ser la primerPhotobucketa agrupación venezolana en ser invitados al Festival de Teatro Velaya Vezha, en la República de Belarús donde obtuvieron el premio especial del jurado.

Además cuentan en su repertorio con otros tres montajes: “Cuentos de Guerra para Dormir en Paz”, “29/10/88”, que rememora la masacre de El Amparo, y “Vino la Reina”, una tragicomedia nacional sobre la presentación del grupo Queen en Venezuela y la muerte de Rómulo Betancourt.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: